Un libro verdaderamente artesanal

  • unnamed-4
  • unnamed-5
  • unnamed-6
  • unnamed-7
  • unnamed-8
  • unnamed-11
  • unnamed-10
  • unnamed-9
  • Video thumbnail for youtube video aqu_fcttjp0
  • unnamed (3)
  • unnamed (2)
  • unnamed (1)
  • unnamed
Hace un par de años tuve el placer de visitar a Juan Pascoe, el maestro impresor más reconocido de México, en su taller en Tácambaro, Michoacán.
Cruzar la puerta de la ex-hacienda es entrar por un portal. Los amplios cuartos de la casa están dedicados a las diferentes etapas de la realización de libros con herramientas y técnicas que eran habituales hace un par de siglos. No podría haber imaginado que aquí nacería un libro mío.. 
Pasamos un día agradable hablando de libros y comiendo uchepos (comprados en el mercado del pueblo).
¿Quién podría resistirse a experimentar con la acústica del antiguo patio mientras se ponía el sol? (Raúl Eduardo está tocando una jarana en el extremo derecho).
Hace unos seis meses recordé la promesa de ilustrar un poema de Raúl Eduardo González titulado ‘La vihuela en llamas’. Es una oda a la ‘vihuela’, una guitarra tradicional mexicana generalmente asociada con los mariachis pero que también se toca en algunos otros géneros tradicionales. Debido a que el poema tiene cuatro secciones, me inspiré para hacer un grabado para cada una de ellas y una imagen adicional para la portada. Una vez que Raúl vio los grabados me sorprendió con la idea de pedirle a Juan Pascoe que nos imprimiera el poema en forma de librito en edición limitada.
Dada la situación actual no hemos podido organizar el lanzamiento oficial del libro pero he decidido empezar a ofrecerlo a las personas interesadas en adquirir un ejemplar. Tengo 22 disponibles de la edición de 60. Como oferta especial para quienes reciben este boletín, está disponible por $ 1500 pesos. Se imprimió con tipos móviles, cosido a mano y el papel es DePonte, un papel mexicano artesanal.
Primera parte del poema:

La vihuela en llamas
 
La entraña de aliento; la coraza
de madera; la boca
abierta por la voz que se destiempla.
El fondo a la barriga, o en joroba vertido,
según como se vea.
Cintura pronunciada por sí misma,
cuello largo y delgado; resistente
a los propios tirones de su esencia,
brazaletes la ciñen
de cuerda, corazón;
de tripa, cuerda,
y clavija en su sitio a vuelta y vuelta,
jalonando su ser por las canciones,
templadera del trino y el reparo.
los grabados:

También te podría gustar...